Los hechos delictivos denunciados subieron un 4% durante el 2017 respecto a las estadistas oficiales del año 2016 y un 6,5% cuando el ex gobernador Scioli entrego los atributos a la actual gobernadora.

La realidad es que se entregó una provincia desfinanciada, con altísimos índices de inseguridad y una cifra astronómica de denuncias sobre diferentes ilícitos. Representaban casi el 55% de los delitos de todo el país mas una gran cifra negra o delito no denunciado.

La realidad es que tanto el gobierno del ex gobernador – quien me rechazo 17 solicitudes de audiencia solicitadas a los efectos de presentar propuestas definitivas al flagelo de la inseguridad- como los gobiernos que le antecedieron no han tenido interés alguno sobre la problemática que sufre la gente de la Provincia desde hace más de 30 años: LA INSEGURIDAD.

La verdad no se si fue por complicidades, soberbias o incapacidad, pero la gente continúa siendo condenada a muerte por los delincuentes y sufriendo todo tipo de hechos delictivos en cualquier hora del dia. El 70% de esas víctimas vive en barrios humildes, de clases trabajadoras, de comerciantes, gente de clase baja, media baja y media es la mas afectada por la ola del delito que afecta a los bonaerenses desde hace varias decadas. Ninguno de ellos vive con custodia, ni tiene el poder para mudarse a una zona mas segura o a un barrio o edificio con seguridad privada – que igualmente no exime se sufrir hechos violentos, son simples ciudadanos , mientras los gobiernos metieron la insegurdiad debajo de la alfombra con discurzos garantistas , realidades tergiverzadas o pura sobervia de los todo poderosos que sin escuchar se creen lo dueños de la verdad.

La actual gestión se ha transformado en el primer gobierno provincial, luego de muchas décadas en luchar a capa y espada contra la corrupción en las estructuras de poder y contra el crimen organizado.

Pero eso no es suficiente para terminar con la inseguridad que sufre la población todos los días. Es necesario una solución integral que elimine la cifra negra del delito, que les brinde a los jueces recursos para investigar y darle celeridad procesal a los procesos que se añejan con el pasar de los años  – para que estos no se diluyan en el tiempo y una resocialización real. También es indispensable que los miles de criminales que hoy están prófugos sean atrapados y encarcelados para que no sigan matando y dañando a la población . Que no vuelvan nunca más a juntarse con el común de los mortales hasta que no este resocializados.

La sociedad no quiere más muertes, no quiere más familias sufriendo a manos del delito. yo no tengo dudas que si todos los poderes (ejecutivo, legislativo y judicial) se ponen de acuerdo y escuchan a la gente esteremos en condiciones de terminar para siempre con la inseguridad en la Provincia de Buenos Aires.

En mi informe https://diegomigliorisi.com/730-2/ simplemente ofrezco algunas ideas luego de sufrir y estudias durante muchos años la problemática.

 

Atte.

Diego Migliorisi

Abogado especialista en seguridad, vivienda y delitos informáticos